Please disable Ad Blocker before you can visit the website !!!

¿La tecnología está transformado o desapareciendo a la dirección general?

by CapitalEZ   ·  12 febrero, 2018   ·  

shutterstock_518725771.jpg

¿Cómo la tecnología está cambiando a la práctica directiva o a la forma en que los directores de cualquier empresa en cualquier lado del mundo operan?

Es claro que el mundo está cambiando por la presión tecnológica, en el mundo que vivimos vemos estas transformaciones de forma inmediata y casi siempre que se habla este tema se analiza desde el punto de vista del cambio del mercado y consumidores; pero ¿qué hay de la función de dirección en una empresa? la tecnología, el mundo digital, el internet de las cosas y la inteligencia artificial, pero no la que vemos en películas, más bien la que ya tienen casi todas las apps y programas que usamos, sabemos que cuentan con procesos cognitivos y que están aprendiendo nuestros usos y costumbres. Hay una estadística que dice que para finales del 2018 el 50% todas las aplicaciones y programas que usamos en todo el mundo ya van a contar con estos sistemas, es decir, ya están aprendiendo de nuestra rutina diaria.

La misma robótica está cambiando los procesos operativos manuales, la metodología de producción, incluso la misma generación millenial que nació en el auge del mundo digital y conexiones es claro que hoy están empezando a formar parte importante de la empresas, en cinco años tendrán presencia en puestos importantes haciendo que la parte directiva de cualquier organización en cualquier sector se enfrente a  nuevos retos importantes.

Los directores están acostumbrados a dirigir personas, seres humanos, a liderear e incluso hasta ser psicólogos de su personal, pero en poco tiempo van a tener que aprender a dirigir robots y tecnología; esa tecnología que será la que dirigirá a humanos, un ejemplo: Uber, esta plataforma digital que conecta y organiza a choferes y usuarios; su director general no administra una flotilla, más bien dirige el algoritmo para que conecte y de instrucciones sobre qué y cómo tienen que hacerlo.

En el futuro los directores vamos a tener que aprender a dirigir los algoritmos sobre los que opera toda esta tecnología, esto va a continuar con el cambio de organizaciones, habrá menos jerarquía o menos diferencia de puestos. Hoy ya podemos ver algunos ejemplos, empresas modernas y exitosas donde sus usos y costumbres no son tradicionales, cuentan con espacios abiertos, no hay etiquetas de vestimenta, normalmente el director está sentado junto con los colaboradores en un espacio igual que el de los demás, conectado, como si fuera uno más; despidiendo al nivel jerárquico tradicional, sobre la cual operan muchas empresas como Facebook o Google.

La empresas generan miles de datos y métricas en todas las áreas y procesos, sin embargo todo líder elige las principales KPI´S que reflejen de manera más global y completa el resultado de la compañía, el enfocarse a solo ciertos KPI´s, no es porque la información no sea importante o que no esté correlacionada, sino debido a la limitante humana, ya que no somos capaces de analizar cierta cantidad de información o masividad de números.

Hoy la inteligencia artificial,  genera mayor profundidad en el análisis de datos, entonces estos procesadores de datos analizarán toda la información de una organización de manera estructurada y ordenada que ayudará a detectar los puntos ciegos, a detectar desviaciones, zonas de alerta, áreas de oportunidad, que ayudara a cualquier director a tomar mejores decisiones y más rápidas, en pocas palabras apoyará a los directores a voltear a ver dónde se necesita su gestión. Por lo anterior los jefes tienen que tener claro la necesidad de digitalizar sus procesos, sus métricas e inclusive a ir desarrollando estos procesadores de data.

Los directores van a tener que aprender a trabajar con la inteligencia artificial, con esta parte cognitiva y análisis de datos que se debe saber interpretar para que arroje la información que quieres ver, nuevamente dirección de robots. Hablando desde el punto de vista comercial o de mercado lo vemos claramente en el mundo digital, las redes sociales, la forma en que dedicamos el tiempo, desde nuestros celulares, las computadoras, todo el mundo usa un dispositivo electrónico. No importa el nivel socioeconómico, ni el nivel jerárquico todos usamos la tecnología para conectarnos.

Whatsapps, chats, social media hace que las empresas sean más abiertas, más transparentes y mejor conectadas entre ellas con sus empleados y con sus clientes, el internet de las cosas nos ayuda a entender y a conectarnos más rápido con nuestros consumidores, saber cuáles son sus preferencias, qué consumen y cuándo quieren consumir. Esto nos ayudará a crear mejores programas y mejores formas de conectarnos más rápido y fácil sin necesidad de invadirlos.

Otro reto que tendrán los directores debido a la tecnología es la necesidad de tener menos vendedores, el éxito en las ventas será para los mejores programadores, más que para los vendedores con carisma y altos niveles de relaciones sociales, serán los programadores que sepan navegar en los marketplaces, los que sepan hacer los mejores anuncios y algoritmos para que la información de tu producto o servicio aparezca en el momento correcto de tu segmento de mercado, entonces ¿quién será mejor vendedor? quién tenga el mejor carisma para enamorar a un cliente de frente o el que pueda conectarse más rápido y fácil a través de su celular.

Como comenté, el internet de las cosas y esta parte cognitiva con las que interactúa la gente nos da información y por ende vamos a poder predecir mucho más fácil el consumo y el comportamiento del cliente. Otro reto importante que la tecnología está provocando es la desaparición de la intermediación, ya que está logrando conectar persona a persona, lo cual reta a cualquier modelo de negocio tradicional, como ya vemos como Amazon, e-bay, Mercado libre, entre otros, están acabando con el negocio de los centros comerciales; o como las plataformas de fondeo colectivo (crowdfunding) que están retando a los bancos tradicionales o Airbnb con los hoteles o Uber a las organizaciones de taxistas.

Estos dos últimos han demostrado al mundo que no es necesario adquirir activos para poder usarlos, han creado modelos exitosos sin necesidad de hacer inversiones grandes. Además las nuevas generaciones ya viven bajo una  cultura de compartir todo como: autos, apartamentos, espacios de trabajo, cambiando la forma en que opera la gente; esto genera ahorros económicos y físicos en función a la forma en que se organizaba el trabajo tradicionalmente.

Otro reto de esta cultura de compartir todo, es que hoy la información confidencial se pierde de cierta manera, ya que cualquier información dentro y fuera de la organización tiene el riesgo de ser compartida de manera masiva, a pesar de cualquier contrato de confidencialidad, para lo positivo  un mundo y empresas más transparentes y para lo negativo perdida de privacidad.

Con la tecnología, las juntas van a requerir menos necesidad de presencia física en las oficinas y al tener menos presencia física se hará más eficiente el tiempo de todos,  las empresas requerirán menos puestos de supervisión, habrán aplicaciones supervisando personas, habrá menos necesidad de controles de entrada y salida. Esto nos llevara a requerir menos gente operativa y más gente preparada, lo que se reflejara en mejores remuneraciones para los colaboradores y menor brecha de sueldos en la estructura jerárquica.

Otro cambio que veremos pronto, es que el puesto de asistente, dejara de ser un privilegio de los puestos directivos pues todos tendrán su propio asistente digital al alcance de su celular que podrá llevar todo y más de lo que un asistente actual hace (coordinar agenda, minuta de juntas, organización de viajes, control de gastos, etc.)

Hoy todo se comparte y por ende obtiene grandes cambios, esto lo tenemos que entender los directores, tenemos que aprender a dirigirlo y si no tenemos claro estos cambios nuestro negocio y nosotros nos volveremos obsoletos, si esto pasa dejamos de ser eficientes, repito debemos tener claro lo que estamos viviendo.

El mundo está cambiando, los directores tienen que enfocarse en las cosas qué tienen que hacer para conectarse con sus clientes y colaboradores, los sistemas que involucran en sus procesos; pero sobre todo observar en cómo tienen que cambiar los directivos y sus métodos, lo que se necesita implementar y hacer en tu empresa. Cómo van cambiar el tipo de personas o las capacidades y actitudes que necesita tu equipo para dar los resultados, a dónde tiene que enfocar su tiempo el jefe para lograr los mejores rendimientos, qué es lo que tiene que dirigir, a personas, robots, algoritmos o analizadores de datos.

Y tú, ¿qué estás haciendo al respecto?

Fernando Padilla

Director de Pretmex Presidente de ASOFOM Consejero en Lendera

Deja un comentario

ads
View : 173 Click : 0
A %d blogueros les gusta esto: